Discursos dados por Sai Baba

{SB 09} (30 de 35 discursos 1969)

Habla Sathya Sai

¿HABLA SATHYA SAI?

Sathya Sai Habla:

¿Habla Sai estas palabras para oídos ávidos y áridos corazones?

¡No!... Es nuestra Madre quien nos habla, acariciando, persuadiendo;

susurrando canciones de cuna para aliviar el dolor,

bendiciendo con bienaventuranza. "No lloren", nos dice arrullándonos.

Nos conduce suavemente por el camino, entre piedras y espinas.

Cuando el camino es amargo, empinado, difícil, nos canta:

Yogaksheman vahamyaham

"Yo me hago cargo del bienestar de tos que se entregan a mí".

Así habla nuestra Madre.

Sathya Sai Habla:

¿Habla Sai estas palabras en oídos que zumban y en palpitantes corazones?

¡No!... Es nuestro Padre quien nos habla, perfeccionándonos,

revelándonos y recordándonos nuestro nombre,

¡años ha olvidado, años ha engendrado!

"No teman", nos fortalece.

Hacia arriba, adelante; hacia el bien, hacia Dios, nos guía, nos cuida.

Cuando el camino es tortuoso y dificil, nos ayuda a salir adelante.

Na Sukhal Labhyathe sukham

"La felicidad real y duradera no se obtiene por medio de la satisfacción material"

nos dice nuestro Padre.

Sathya Sai Habla:

¿Habla Sai estas palabras en oídos laberínticos y alocados corazones?

¡No!... Es nuestro Maestro que habla, aconsejando,

aleccionando, calentándonos en el crisol, tratándonos severamente

y conduciéndonos al Dios interno.

"¡Ishavasyam idam sarvam!"

No hay ningún otro;

Él abre 1a tapa del Cofre Divino

con un tesoro encerrado en las cinco envolturas, y dice:

"El eterno Brahman es Verdad y Conocímiento"...

así habla el Maestro.

Sathya Sai Habla:

¿Habla Sai estas palabras en nuestros anhelantes oídos y ansiosos corazones?

¡No! Es Dios quien habla, calmando la inquietud de la mente.

"El que conoce a Brahman se vuelve Brahman".

"Devengan y sean", nos despierta.

"¡Amada ola, emergiendo, fúndete! Amado rayo, corre de vuelta", llama Él.

Amada chispa, vuelve a entrar al fuego; tú eres yo, yo soy tú.

Soham pierde so y ham, y queda sólo el Om que es Él y nosotros,

Brahman... Ser... Om. Así nos habla Sai.

N. Kasturi